15
Dic
10

De azul me gustas

                                             "Aeromoça" de Ana Patricia Almeida (en flickr, 19/10/08)

 
 
Azulito el vestido por la rodilla
de azul me gustas,
 
sin preguntar los años buceo en la mirada
tus ojos
claros
azules en tu risa
 
¡ay, niña!
 
risa de azul, el vestido en el aire
y el aire brisa
pasas como la alegría pasa
ligera
por la vida
y te posas
azulito el vestido
por la rodilla
en alas de mariposa, tacto
de aire, azul
de brisa
me gustas de azul;
tus ojos claros, los labios
rojos
como incendios de besos
apagándose
en el fuego de tu boca, sueños
de azul cuando llegas
 
pasas
 
y el aire empuja
en retamas y monte la fragancia avariciosa
de tu cuerpo
 
niña
 
cuando llegas y pasas azulito
el vestido
por la rodilla
me gustas de azul
 
azul
 
de azul
me gustas.

 

 
 
 
Julio G. Alonso
Anuncios

2 Responses to “De azul me gustas”


  1. diciembre 16, 2010 en 08:32

    Estimado Julio:

    Poema de donaire y sutileza. Es hermosísimo, tierno y de un bello colorido: adoro el azul. Te felicito por este poema, porque trae lejanas resonancias al presente, y su confección adelanta la mano que lo escribe, la sensibilidad y el amor a la belleza. Te lo aplaudo.
    Si no tenemos otra ocasión, te deseo una FELIZ NAVIDAD con los tuyos.

    Un abrazo. Salud.

    • diciembre 16, 2010 en 23:55

      No estaba muy seguro de este poema. Imaginaba que podría considerarse un exceso de repeticiones y que el tema se encontraría banal. Tu respuesta y otros comentarios de personas que considero con criterio y buen gusto me están haciendo pensar que algún merecimiento deben de tener estos versos, de lo que me alegro. Fue escrito con soltura y dejándome guiar solamente por las sensaciones que me sugerían el azul y la joven. En cierto modo refleja un hecho real, pues recuerdo haberme cruzado con una muchachita bastante desenvuelta y con gracia y retuve esa imagen fugaz que quise imaginar del modo en que luego lo escribí. Se corresponde con la idea, desarrollada en otros poemas, de escribir sobre las realidades más cotidianas y sencillas: el agua que bebemos, las vacas, el ambiente de una habitación en verano, el tomar una tacita de café en un bar, el dependiente que te atiende en el mercado, etc. etc. poemas, por otra parte, que -aunque me gustan- suelen pasar más desapercibidos que otros. Me alegra también que no sea éste el caso. Con un abrazo.
      Salud.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


diciembre 2010
L M X J V S D
« Nov   Ene »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  

Archivos

Categorías

Páginas

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este cuaderno, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 360 seguidores

Estadísticas

  • 229,063 visitas

A %d blogueros les gusta esto: