Archive for the 'Todo poesía' Category

01
Oct
21

El faro de octubre

faros-portada

El faro de octubre

Ya los días pesadamente caminan por la altura
perezosa de los años
y octubre es faro encendido del otoño.

Dejaremos en manos del olvido
los campos de amapolas, las sombras
de los chopos que en verano
acunaron los abrazos y los besos.

Ya la herrumbrosa lanza del pasado
descansa en irredento sueño
sed de aventuras.

Dejaremos en la espiral del aire de las horas
las grandes ilusiones de otro tiempo
que fueron y no fueron; la nostalgia
cuando todo es paisaje arbolado de caminos
recorridos, anunciada promesa
de tacto de ceniza.

González Alonso

12
Sep
21

Vientos

viento 3

Sopla el viento del sur. Por la caliente
altura de sus nubes se derrama
el vino de la vida. Todo inflama
de otoñales colores el presente.

Sopla el viento del norte. Ya se siente
el rigor en el frío de su fama;
el fuego del hogar pronto reclama
y en sus horas la edad su fin presiente.

Ya  lo que al este de la vida queda
apenas será viento de añoranza
que  envuelve la memoria en fina seda.

Viento al oeste, sombra de alameda,
el alma recogida en su templanza
y  un aroma de luz y rosaleda.

González Alonso

02
Sep
21

El faro de septiembre

C PEÑAS3 - copia - copia

El faro de septiembre

Si septiembre desgrana lentos días
como en racimos de uvas maduradas
para el vino,
en la copa será luz llegada al labio,
faro de la amistad
y en torno de la mesa la alegría.

Si septiembre se desviste
de las horas del verano
entre sombras de bodega,
ve, complaciente, el regalo
que fermenta en las maderas
y sosiegan los mostos encarnados
de promesas.

Si septiembre es abrazo iluminado
y pórtico espacioso del otoño,
recoge la cosecha, enciende el fuego,
apura el brindis que a la vida invita
y  satisfecho del camino andado
sosiega la memoria con recuerdos
felices y en tus ojos el regalo
del brillo de una sonrisa,
amapola sola erguida sobre el tiempo,
las estaciones
y el solar antiguo de los años.

González Alonso

06
Ago
21

Con mala y buena suerte

cara y cruz

El día de mi mejor mala suerte
recibí en el teléfono un mensaje
diciéndome que ya estabas de viaje
y que no volvería nunca a verte.

El día de tu peor buena suerte
recibiste en el móvil un mensaje
diciendo con pasión y con coraje
que nunca dejaría de quererte.

Nuestras distintas vidas y destino
sólo son cruz y cara en la moneda
que por el aire vuela caprichosa;

yo, con la mala suerte en mi camino;
tú, con suerte de cara en esta rueda
de existencia mudable y veleidosa.

Si la suerte azarosa
hace volar a la moneda tanto
¿será mucho pedir caiga de canto?

González Alonso

01
Ago
21

El faro de agosto

alejandría1

El faro de agosto

Como mares de estrellas son las noches de agosto
alzadas a la grupa de las olas oscuras
y la voz ronca y grave del insondable océano.
Los suaves vientos soplan,
el aire hincha las velas.

Hay una luz de fuego iluminando el mundo
y es faro y horizonte de la sabiduría.
Los mapas litorales dibujan la silueta
de sus paredes blancas y el fulgor de una torre
que nunca se consume y se eleva hasta el cielo
a las puertas augustas que custodian la entrada
de la inmortal ciudad de Alejandría.

Al abrigo de sus muros miles de papiros hablan
y cuentan sus secretos y revelan la palabra
alta de la verdad
y del conocimiento,
alta.

Navega sin descanso, no des al remo tregua,
no entregues al cansancio la fuerza de tus brazos
ni los ojos al sueño.

Un fanal de promesas guía la nave a puerto
y el coro de los sabios desgrana los discursos
del arte y de la ciencia.

Como lluvia benéfica sobre nuestras cabezas
así la libertad, así el firme progreso,
así la fiel justicia en nuestros corazones
se abre paso y podemos,
lejos  los días oscuros,
abrir a la luz los ojos
y a la humanidad la ofrenda
del saber, hijo pródigo, hijo amado
de nuestro  pensamiento.

González Alonso

01
Jul
21

El faro de julio

El faro de julio

En la luz de la noche de los cielos de julio
surca mi barco el mar entre los sueños
acunados de  infancia; se alzan a las estrellas
murmullos infinitos de plegarias
y en lágrimas mis ojos las contemplan
titilando en silencio; no sé qué rumbo acaso
indiquen con sus guiños, qué respuestas encierran
sus pálidas señales a mis ruegos,
qué esperanzas esconden los secretos
mensajes de sus voces por el ancho universo.

La proa, firme, apunta hacia la costa
que algún faro a intervalos ilumina;
rompe la quilla el agua, divide en dos las olas
y una estela de espuma se abre a popa
dejando atrás los cantos de sirena
de sutil seducción en sus voces sonoras.

Llegar al fin y al fin poder llorar
sobre la tierra antigua de los padres
como al nacer, desnudo de ambiciones,
la inocencia en la risa, el alma limpia
y descansar, al fin, de todos los pesares,
plantar un árbol joven
y ver crecer la vida.

González Alonso

01
Jun
21

El faro de junio

FARO EN LA NOCHE

El faro de junio

Será tal vez la edad de la paciencia
puesta al timón del barco de la vida
firmeza y freno, mano que en la brida
sujete el navegar de la inclemencia.

Es el faro la luz de la advertencia
que avistando la tierra prometida
a la atención te llama, y te convida
a mantener la calma y la prudencia.

De los dioses tiranos de los años
sólo cabe esperar falsas promesas
y la ilusión que encubre los engaños.

En la noche estrellada,  los extraños
arrecifes esquiva y las sorpresas
para llegar, al fin, libre de daños.

González Alonso

23
May
21

Balada de otoño

diez hojas de otoño

Entre las hojas, sintiéndolas crujir
dentro del alma
y midiendo el dolor del aire transparente
y frío
surgió esta balada de otoño ocre amarillo
y pena inconfesada. Apenas bruma,
diría apenas pena,
apenas sombra y luz de media tarde
cuando en los ojos se prende
apenas
luz de poesía.

González Alonso

02
May
21

El faro de mayo

FARO BLANCO Y NEGRO - copia

Cuando las olas hablan el pesado lenguaje
amenazante y ciego de su plomiza altura
derrumbando sus aguas sobre el vacío incierto;
cuando la noche es sombra que otras sombras más negras
inundan con lo oscuro del terror de los sueños,

¿qué brújula, qué estrella, qué remota esperanza,
qué luz guiará tu nave poniéndola a buen puerto
y al abrigo seguro de una lejana costa?

Cuando apenas las fuerzas bastan para la empresa
de agarrar el timón y mantener el rumbo
incierto de tu barco, ¿qué aliento, qué coraje
acudirá en tu auxilio con compasivo gesto
a empujar tu navío sin peligro hasta el faro?

No tienes las respuestas; sólo sabes
que puedes esquivar todos los riesgos

y vivir al abrigo las noches y los días
entre los muros grises del recelo

o aventurar la vida en singladuras
persiguiendo tus sueños y  el afecto,
la miel de la experiencia, la ilusión
de un alma iluminada de alegría
y la riqueza del conocimiento.

González Alonso

01
Abr
21

El faro de abril

Hemos oído la tristeza del canto
de las sirenas; vientos inclementes
empujaron tus velas y se alzaron
las olas; se desploma el cielo en agua
sobre el inmenso mar. ¡Qué destino cruel
para las almas; qué sombríos signos
de congoja, desiertos de esperanza
y lágrimas! Los ojos ya no miran,
ya el oído no escucha, no vive el aire
en los pulmones ni en la costa el faro
llora su luz, sermón de aciaga noche
y alejada ilusión de primavera
donde azules, los lirios, nos esperan.

Antes de que nos demos cuenta
el tiempo pasará
y ya no habrá más amor.

González Alonso




octubre 2021
L M X J V S D
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Archivos

Traductor / Translator

Categorías

Páginas

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este cuaderno, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a 962 seguidores más

Estadísticas

  • 324.476 visitas

Comunidad de lecturas