Archivo para 18/09/11

18
Sep
11

Discurso del ermitaño

.
Simón el estilita

.
Al ermitaño le salieron sabañones en el invierno
y se puso muy contento
porque tenía algo
que ofrecer a Dios.

(Yo no me he preguntado todavía
si a Dios le gustan los sabañones
del ermitaño
o los sabañones, simplemente)

En el verano el sol calentó su cabeza
tanto,
que sintió vómitos y dolores
y padeció de alucinaciones violentas.

El ermitaño sigue allí, en su montaña,
rezando en la soledad.

Su significación no es plena porque los sabañones del invierno
le atormentaron
por razones metafísicas
y el verano no le proporcionó ideas de calidades nuevas.

Pero él sigue allí,
ajeno al mundo real
o dándole una dimensión inválida.

Posiblemente en este invierno
encuentre otros sabañones que ofrecer a Dios.

Julio G. Alonso




septiembre 2011
L M X J V S D
« Ago   Oct »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

Archivos

Traductor / Translator

Categorías

Páginas

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este cuaderno, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 658 seguidores

Estadísticas

  • 271.412 visitas

Comunidad de lecturas